Briconsejo marujil

A veces, a los malos cocineros (y a los buenos también, para qué negarlo) se les quema la comida.

Pues bien, para lograr contrarrestar ese olor a chamusquina, una idea es la de poner agua a hervir en un recipiente, cortar una naranja en gajos y unas ramitas de canela y mezclarlo todo junto.

Lo dejamos un ratito (sin que se queme, que sino la volvemos a liar) y la cocina olerá fenomenal.

Y si queremos llevar ese olor al resto de habitaciones, podemos meter el mejunje en un bote, y todo olerá a rosas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s